Dehesa del Carrizal

Dehesa del Carrizal

La finca Dehesa del Carrizal está situada en medio de los Montes de Toledo, cerca del Parque Nacional de Cabañeros, entre las cuencas del Tajo y el Guadiana. La Dehesa del Carrizal es un Vino de Pago, la máxima categoría según la ley del vino española. Se trata de una DOP (Denominación de Origen Protegida) reservada a aquellas pocas bodegas y viñedos que realizan todo el proceso –desde la uva hasta la botella– dentro de los límites del Pago o finca. La ubicación, el suelo y el clima únicos son la clave para obtener vinos excepcionales.

Productos de la marca Dehesa del Carrizal

Las cepas más antiguas de Cabernet Sauvignon se cultivan en Dehesa del Carrizal desde 1987. Posteriormente se sumaron Syrah, Merlot, Tempranillo, Chardonnay y Petit Verdot. Inspiradas en suelos rocosos y subsuelos ácidos, las vides producen uvas singulares tras un largo proceso de maduración. A veces, la cosecha se extiende hasta noviembre. El viñedo, orientado al noroeste y protegido por la ladera de la montaña de clima mediterráneo seco, alberga cepas seleccionadas en espaldera. Además, la estructura del enrejado se coloca cuidadosamente en dos etapas para facilitar el movimiento alrededor de las hileras y proporcionar a los racimos la exposición al sol, que es necesaria para una madurez óptima. Cada uva espera pacientemente su maduración. Crece en una cepa seleccionada hasta su recolección.